Asset 1

Compartir en:

"No se queden calladas, tengan la seguridad de denunciar sus casos"

PIERINA

Fui víctima de abuso sexual cuando tenía 9 años por el papá de mi hermana, por muchos años. Nunca lo conté hasta que tuve 15 años, al principio mi mamá dudó, pero al final lo denunció por el apoyo que recibí de mi colegio. Lamentablemente, a veces la familia no te apoya.


Con el tiempo llevé terapia y asumí muchas cosas de mi adolescencia, de por qué era rebelde y descubrí que todo ese trauma fue causado por tener una figura paterna no real, trastornada: que me llevó a tener una relación tóxica y agresiva que permití por casi un año.


Todo lo que viví me ayudó a estudiar psicología, a enfocarme en otras personas y eso me sanó. Aprendí a no culparme porque no sirve de nada, no te sirve para avanzar; pero sobre todo, aprendí a no permitir cualquier tipo de abuso, sea verbal o físico, de cualquier persona.


A todas las chicas que estén pasando por esto, por violencia o una agresión, tienen que darse cuenta y quererse, tener claro que no deben continuar con esa persona, porque eso no es amor. No se queden calladas, tengan la seguridad de denunciar sus casos.

¿Tú también sufres o sufriste de abuso?

No tengas miedo, llama a la Línea 100 y profesionales especializados te ayudarán, orientarán y te brindarán toda la ayuda que necesites las 24 horas del día.

Compartir en: